Las personas premiadas en el concurso #CienciaenelBarrioIG disfrutaron de una excursión geológica por el enclave de la Sierra de Guadarrama

Ciencia en el Barrio ha cerrado el curso 2021/2022 con una actividad muy especial: un itinerario geológico por la Pedriza del Manzanares. Estudiantes seleccionados por el jurado de la tercera edición del concurso #CienciaenelBarrioIG pudieron disfrutar de una jornada extraordinaria gracias a esta actividad que llevaron a cabo los geólogos del Instituto Geológico y Minero de España (IGME) del CSIC Ángel E. Salazar y Luis Carcavilla.

A primera hora de la mañana del martes 21 de junio de 2022, dos autobuses salieron desde el Instituto de Educación Secundaria (IES) Ciudad de los Ángeles y del IES María Rodrigo, con parada en el Centro de Educación de personas Adultas Aluche y en el IES Arcipreste de Hita respectivamente, rumbo a la Pedriza del Manzanares. En ellos iban las y los estudiantes ganadores, de 14 a 81 años de edad, seleccionados del certamen de Instagram que organiza el proyecto por tercer año consecutivo. Una vez llegaron al aparcamiento de Canto Cochino, tanto el alumnado como el profesorado se dividió en dos grupos, guiados por cada uno de los investigadores, para comenzar la ruta geológica por la zona.

La Pedriza del Manzanares pertenece al Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama, un espacio natural protegido compartido entre las provincias de Segovia y Madrid. En concreto, el relieve de la Pedriza es un paisaje geológico inigualable, un macizo granítico lleno de contrastes, que ocupa unas 3.200 hectáreas.

Pedriza

Los científicos aprovecharon para explicar la geología de la Comunidad de Madrid, donde existen dos grandes dominios geológicos: la roca dura de la Sierra, y el paisaje de páramos, arcillas y conglomerados, es decir, la cuenca sedimentaria de lo que se degrada en la parte rocosa (ver figura 1). Además, mostraron ejemplos de especies de árboles autóctonas y extranjeras que conviven en el paisaje, resultado de las repoblaciones llevadas a cabo en los años 50 de forma indiscriminada. La zona de la Pedriza del Manzanares también es importante por el agua, “un servicio ambiental imprescindible para nosotros”, apuntó Ángel E. Salazar.

El geólogo también compartió con los asistentes historias que encierra la Pedriza, como que la zona servía de escondrijo para los bandoleros; que aquí se rodaron escenas de la película El bueno, el feo y el malo (1966); o que la primera excursión a pie por la Sierra de Guadarrama de la Institución Libre de Enseñanza fue impulsada por Francisco Giner de los Ríos, y en honor a él, el refugio de la Pedriza lleva su nombre.

Con el reparto de picnics y la visita espontánea de un burro terminó la jornada de Ciencia en el Barrio por este enclave natural situado a menos de dos horas de Madrid. ¡Una excursión para repetir!

Puedes ver las fotos de la ruta en el álbum de la página de Facebook del proyecto.